Lunes, 20 de septiembre de 2021
Área de clientes
No cerrar sesión
Gestión de claves
Artículos
Legislación
Empresas cárnicas
Revista on line


¿Quieres ser cliente?

La industria cárnica británica se queja de que Reino unido "puede enviar astronautas al espacio pero no chuletas a París"


Peter Hardwick, asesor de cuestiones comerciales para la BMPA (Asociación Británica de Procesadores de Carne) de Reino Unido, ha coincidido con un locutor británico, Ian Collins, que hoy en día es más fácil para este país poner a un astronauta en el espacio que vender chuletas de cerdo en París.

Según BMPA, el nuevo régimen burocrático ante las exportaciones "ha detenido las entregas de chuletas de cerdo británicas, salchichas y otros productos cárnicos a supermercados y clientes de la UE  e Irlanda del Norte". Aseguran que hoy en día no es viable enviar un solo camión cargado de productos mezclados de diferentes empresas del Reino Unido a diferentes clientes de la UE o de Irlanda del Norte para abastecer sus estantes durante los próximos días. Detallan que, por ejemplo, un solo camión tuvo que salir con destino a Irlanda del Norte con cuatro palés de un solo producto (debería haber transportado 23) para llevar suministros a un supermercado, pero eso no es sostenible.

Nick Allen, CEO de la BMPA explica algunas de las razones de esto: “El nuevo sistema agrega un promedio de 30 horas al proceso; y los costos para enviar estas cargas son ahora alrededor de un 60% más altos que el año pasado". 

“Esto se debe a una combinación de cargos adicionales de HMRC y su contraparte francesa, cargos adicionales de agentes de aduanas y veterinarios para procesar el papeleo y cargos de transporte que se han cuadriplicado debido a demoras en la frontera. Además de eso, las aseguradoras de carga están aumentando las primas o simplemente se niegan a asegurar las cargas".

Existe una opción para las empresas cárnicas que es enviar una gran carga de un solo producto. Pero no es así como quiere abastecerse un supermercado parisino, asegura BMPA. Técnicamente, esta carga podría entregarse en un centro de la UE y luego distribuirse a los clientes, pero esto no es viable para todas las empresas cárnicas excepto para las más grandes. 

Debido a esta situación, los envíos de carne británica que se dirigen a los clientes del continente siguen estando por debajo del 50% del volumen normal, y algunas empresas no exportan en absoluto. Y esta incapacidad para exportar determinados cortes de la canal que los británicos no compran significa que el procesamiento de la carne se vuelve menos rentable, lo que eventualmente afectará los precios del ganado para los ganaderos británicos.

Aparte de tener que enviar un camión lleno de chuletas de cerdo (por un valor de alrededor de 70.000 libras), no existe una solución completa para este problema, ni tampoco hay una que nosotros en el Reino Unido podamos promulgar unilateralmente, señalan desde la BMPA.

"Va a requerir mucha más cooperación comercial entre las empresas, así como cooperación política entre el Reino Unido y la UE para renegociar y rediseñar el sistema de arriba a abajo. De lo que estamos seguros es de que todo lo que estén discutiendo Michael Gove y Maroš Šefčovič para reducir las barreras comerciales con Irlanda del Norte también debería  aplicarse al comercio con la UE", concluyen.
Compartir esta noticia en:    Compartir en Linkedin LinkedIn        
©2021 Estrategias Alimentarias SL. Todos los derechos reservados. Aviso legal. Protección de datos