Jueves, 18 de julio de 2019
Área de clientes
No cerrar sesión
Gestión de claves
Artículos
Legislación
Empresas cárnicas
Revista on line


¿Quieres ser cliente?

Barcelona acoge el XV Congreso de Virología y el XI encuentro internacional de la Red Global de Virus


Del 9 al 12 de junio se reúnen en Barcelona científicos de todo el mundo expertos en virus, en el marco del XV Congreso de Virología de la Sociedad Española de Virología y la 11ª encuentro internacional de la Red Global de Virus (Global Virus Network - GVN). Hoy en día, se conocen más de 200 especies de virus que provocan enfermedades en las personas y cada año se descubren entre 3 y 4 especies nuevas. Más de la mitad de estos virus humanos también pueden afectar a otros animales como mamíferos y aves. De hecho, según la FAO (la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación), el 70% de las enfermedades infecciosas que afectan a los humanos son de origen animal, conocidas como zoonosis, como la rabia, la gripe aviar, el nuevo coronavirus de Oriente Medio (MERS-CoV), entre muchas otras.

Cada vez más los profesionales científicos y médicos remarcan la necesidad de tomar conciencia colectiva del vínculo entre la salud animal, la salud humana y la de los ecosistemas para trabajar en una misma dirección y velar por la salud del planeta. Hay enfermedades provocadas por virus que son exclusivas de los animales pero ocasionan un fuerte impacto en la sociedad. Es el caso de la Peste Porcina Africana, un virus inofensivo para los humanos pero letal para los cerdos. La epidemia, de origen africano, llegó por primera vez en Europa, en Bélgica, en el año 2018. En Asia, la llegada del virus está obligando a sacrificar millones de cerdos infectados. El reto es encontrar una vacuna para esta enfermedad altamente contagiosa entre estos animales.
 
Muchas enfermedades infecciosas emergentes provienen de los animales y se pueden transmitir a las personas de manera directa o a través de vectores como los mosquitos o garrapatas. El crecimiento demográfico del planeta, la urbanización, la globalización de los viajes y el comercio y el cambio climático hace que estemos en contacto con nuevos ambientes, climas y nuevos vectores de enfermedades. El riesgo de aparición de brotes epidémicos es más alto, "ahora, más que nunca, debemos ser reactivos para dar respuestas rápidas a los brotes epidémicos", constata Marion Koopmans, Jefa del Departamento de Virociencias del Erasmus MC de Rotterdam (Países Bajos) y referente mundial en la investigación sobre enfermedades víricas zoonóticas y virus emergentes.

Desde la aparición del brote epidémico más destacado en la actualidad, el de Ébola en África Occidental, se ha reforzado mucho más la investigación prospectiva. "Tenemos el objetivo de estar mejor preparados para detectar las enfermedades infecciosas emergentes lo antes posible y frenar su impacto", indica Koopmans. La viróloga añade que "necesitamos entender qué provoca la emergencia de las enfermedades víricas. Humanos y animales convivimos en los ecosistemas y, por tanto, también interaccionamos con los vectores. Debemos ser capaces de identificar cualquier cambio o desequilibrio que nos indique cuando el riesgo de brotes epidémicos es más alto".

Otro reto de los expertos es predecir cuáles son los patógenos candidatos a futuros brotes emergentes. "Si identificamos el patógeno con más probabilidades de desencadenar un brote epidémico podremos desarrollar mejor las medidas de prevención y de control. Sin embargo, nos encontramos con enfermedades impredecibles, hay que invertir más en la investigación genérica sobre los virus", concluye Koopmans.
 
Desde hace unos años, los científicos hablan del concepto de una única salud o "One Health", la suma de los esfuerzos de profesionales expertos en salud pública, la salud animal, salud vegetal y de los ecosistemas. "Hace falta más diálogo y compartir información epidemiológica entre profesionales médicos, veterinarios, virólogos y biólogos para detectar y prevenir brotes zoonóticos y problemas de seguridad alimentaria", explica Albert Bosch, catedrático del Departamento de Genética, Microbiología y Estadística de la Universidad de Barcelona (UB) y Presidente de la Sociedad Española de Virología (SEV). Desde la SEV, también se remarca que "no debemos olvidar los virus que afectan a las plantas, ya que aunque no nos afecten directamente, las consecuencias económicas pueden ser muy graves cuando afectan a los cultivos". De hecho, el primer virus que se descubrió en la historia fue en una planta, la del tabaco, en 1892.

Para proteger la salud pública es necesario desarrollar estrategias globales de coordinación entre todos los agentes implicados. En España, la SEV es la asociación de referencia en temas de virus que agrupa virólogos expertos en un gran abanico de virus de diferentes centros de investigación y universidades. "Trabajamos para promover la investigación en virología, establecer contactos en el ámbito internacional y ofrecer asesoramiento cuando hay algún episodio provocado por virus y aplicar estrategias de vigilancia o control, por ejemplo cuando fue la crisis originada por los casos de Ebola en España en 2014", explica Albert Bosch. Por otro lado, la SEV coordina el Máster oficial de Virología de la Universidad Complutense de Madrid desde 2010.

En el ámbito mundial, la Red Global de Virus (GVN) es una coalición sin ánimo de lucro formada por virólogos de 45 centros de excelencia mundial de 29 países diferentes de todo el mundo. Sus objetivos son investigar los virus para identificarlos, mejorar el diagnóstico de pandemias, estudiar cómo controlarlos y desarrollar medicamentos y vacunas para prevenir las enfermedades provocadas por virus y la muerte. Christian Bréchot, el presidente de la GVN, y su cofundador Robert Gallo, destacan que es la única institución mundial formada por científicos expertos en todas las áreas de la virología. "El trabajo en equipo desde la GVN es fundamental para estar preparados y dar respuestas a virus emergentes y otros no identificados que pueden amenazar la salud pública. Constantemente buscamos soluciones a los problemas provocados por los virus en coordinación con instituciones nacionales e internacionales". En este congreso se hará especial énfasis en la erradicación y el control de virus emergentes y re emergentes en un contexto de cambio climático. Desde la GVN también se está trabajando para desplegar grupos regionales y locales de expertos para poder cubrir las necesidades de cada zona del planeta y promover programas de formación e investigación en virología para jóvenes.
 
Compartir esta noticia en:    Compartir en Linkedin LinkedIn        
©2019 Estrategias Alimentarias SL. Todos los derechos reservados. Aviso legal. Protección de datos