Lunes, 6 de diciembre de 2021
Área de clientes
No cerrar sesión
Gestión de claves
Artículos
Legislación
Empresas cárnicas
Revista on line


¿Quieres ser cliente?

La Comisión Europea aprueba nuevas normas para mejorar la sanidad animal y la salud pública


La Comisión ha adoptado propuestas relativas a los medicamentos veterinarios y a los piensos medicamentosos destinadas a mejorar la salud y el bienestar de los animales, hacer frente a la farmacorresistencia en la UE y fomentar la innovación. La propuesta relativa a los medicamentos veterinarios tiene por objeto, en particular, hacer que la UE disponga de más medicamentos para tratar y prevenir las enfermedades de los animales.

Por otro lado, la propuesta de modernización de la legislación sobre piensos medicamentosos incluye ahora en su ámbito de aplicación los alimentos para animales de compañía. Se trata de garantizar en la UE el nivel adecuado de calidad e inocuidad de estos productos, al tiempo que se sientan las bases de un mejor tratamiento de los animales enfermos.

La normativa que se propone redundará en beneficio de los animales —especies acuáticas incluidas—, los ganaderos, los propietarios de animales de compañía, los veterinarios y las empresas de la UE, como las farmacéuticas y las de piensos.

Tonio Borg, Comisario europeo de Salud, ha declarado que el núcleo de estas dos propuestas son la salud y el bienestar de los animales "lo cual también repercute en la salud pública, pues se introducen medidas que contribuyen a luchar contra la creciente amenaza de la farmacorresistencia, de modo que los antibióticos de uso humano y de uso veterinario sigan siendo eficaces".

Propuesta sobre los medicamentos veterinarios
Con su propuesta, la Comisión pretende adaptar esta legislación a las necesidades del sector veterinario, al tiempo que se mantiene un alto nivel de salud humana y animal y un medio ambiente seguro.

El Reglamento propuesto se basa en la normativa de la UE vigente para los medicamentos veterinarios, que solo permite la comercialización de los medicamentos que hayan obtenido una autorización de comercialización. Ahora se simplifica la normativa para fomentar la producción de medicamentos veterinarios adecuados en la UE. Se reducen los trámites burocráticos tanto del procedimiento de autorización de comercialización como del seguimiento de los efectos secundarios (farmacovigilancia).

Para luchar contra la farmacorresistencia, de modo que los antibióticos de uso humano y de uso veterinario sigan siendo eficaces, se introduce la posibilidad de restringir la autorización y el uso en animales de determinados antibióticos que se reservan para tratar las infecciones humanas.

Propuesta sobre los piensos medicamentosos
El Reglamento propuesto derogará y sustituirá la Directiva 90/167/CEE, relativa a la preparación, puesta en el mercado y utilización de los piensos medicamentosos, ahora obsoleta. Se persigue armonizar a escala de la Unión las normas de producción y comercialización de piensos medicamentosos a un nivel adecuado de seguridad, y reflejar el progreso técnico y científico en este ámbito.

Se propone que los piensos medicamentosos solo puedan ser fabricados con medicamentos veterinarios autorizados específicamente y por fabricantes autorizados. La farmacorresistencia se aborda mediante medidas como la prohibición de usar piensos medicamentosos de modo preventivo y como factores de crecimiento, o estableciendo límites de residuos de medicamentos veterinarios en los piensos ordinarios a escala de la UE.

En el ámbito de la propuesta se incluyen expresamente los piensos medicamentosos para animales de compañía, a fin de que sea más fácil tratarlos —especialmente en caso de enfermedad crónica— con medicamentos innovadores.
 
Compartir esta noticia en:    Compartir en Linkedin LinkedIn        
©2021 Estrategias Alimentarias SL. Todos los derechos reservados. Aviso legal. Protección de datos