Miércoles, 27 de octubre de 2021
Área de clientes
No cerrar sesión
Gestión de claves
Artículos
Legislación
Empresas cárnicas
Revista on line


¿Quieres ser cliente?

EPRUMA muestra su decepción ante el rechazo a la ciencia por parte de los eurodiputados para legislar en torno a la salud y el bienestar animal


EPRUMA ha emitido un comunicado en el que muestra su malestar tras ver cómo los miembros de la Comisión ENVI han votado rechazando la evaluación científica de la EMA, la EFSA y la ECDC y aprobando una resolución objetando un reglamento delegado que describe los criterios para la designación de antimicrobianos que serán prohibidos para su uso en animales.
 
Según EPRUMA la medida adoptada se basa en preocupaciones y creencias obsoletas sobre el uso indebido de antibióticos en el sector animal y una completa mala interpretación de las recomendaciones de la OMS. La medida, que rechaza el asesoramiento científico de la UE, podría poner en grave peligro la salud y el bienestar de los animales junto con la salud pública, la seguridad alimentaria y la seguridad alimentaria. Marca una clara declaración de falta de respeto por el proceso de toma de decisiones basado en la ciencia establecido en la UE e ignora los repetidos llamamientos de su propia Cámara para combatir la resistencia a los antimicrobianos utilizando el enfoque One Health.
 
La moción votada solo tendrá un impacto negativo en la salud y el bienestar de los animales y no tendrá un impacto positivo en la salud pública o la resistencia a los antimicrobianos según EPRUMA que reitera estas preocupaciones antes de que la moción sea llevada al plenario en septiembre y recuerda que cuando los animales enferman con infecciones bacterianas potencialmente mortales, merecen y deben ser tratados. "Aún no existe un producto disponible que pueda reemplazar a los antibióticos en términos de capacidad para tratar enfermedades bacterianas en cualquier ser vivo", recuerda la organización.
 
"Permitir arbitrariamente la prohibición de la única opción terapéutica disponible significa que los animales quedarán desprotegidos contra las infecciones bacterianas, lo que provocará un sufrimiento innecesario y tal vez incluso la muerte de los animales, incluidas las mascotas. Esto contradice flagrantemente el Tratado de Lisboa, que reconoce a los animales como seres sensibles, así como la importancia que los ciudadanos otorgan al bienestar animal, como lo demostró recientemente la exitosa Iniciativa Ciudadana Europea 'Poner fin a la era de las jaulas'", señala EPRUMA.
 
El sector animal ha realizado enormes esfuerzos durante la última década que ha visto una reducción de las ventas de antibióticos y de la resistencia en el lado de la salud animal. EPRUMA mantiene su compromiso de promover aún más el uso responsable de antibióticos, como parte de las herramientas de los veterinarios, y de combatir la resistencia a los antimicrobianos a través de un enfoque One Health que busca la protección equitativa de la salud humana, animal y ambiental.
Compartir esta noticia en:    Compartir en Linkedin LinkedIn        
©2021 Estrategias Alimentarias SL. Todos los derechos reservados. Aviso legal. Protección de datos